PR Contacts
Cristina Miranda Phone: (202) 752-5603
Cellular:
Pager:
PIN:
News Release
September 16, 2010

La última encuesta nacional de Fannie Mae muestra que los consumidores tienen una perspectiva ambivalente acerca de la vivienda

La mayoría de los estadounidenses creen que los precios de las viviendas han tocado fondo

Se espera que el aumento de los alquileres sea mayor que el de los precios de las viviendas

Los estadounidenses permanecen cautelosos, y muchos prefieren alquilar ahora y comprar más adelante

Los acreedores hipotecarios y los deudores sin respaldo financiero están menos desalentados con respecto a la posibilidad de ser propietarios de vivienda, mientras los deudores morosos y los inquilinos son más pesimistas

WASHINGTON, D.C. Una nueva encuesta nacional indica que la mayoría de los estadounidenses creen que el mercado de viviendas ha tocado fondo, pero son más cautelosos cuando se trata de ser propietarios de una vivienda. Las personas que respondieron a la Encuesta Nacional sobre Vivienda de Fannie Mae creen que los precios de las viviendas se mantendrán estables (47%) o aumentarán (31%) durante el año próximo, y que los precios de los alquileres se mantendrán iguales (46%) o se incrementarán (39%). La población general espera que el aumento promedio de los precios de los alquileres sea cuatro veces el de los precios de las viviendas (el 3.6% en comparación con el 0.9%).

El 70% de los estadounidenses creen que esta es una buena época para comprar una vivienda en comparación con el 64% en una encuesta similar de enero de 2010. Pero el 33% —anteriormente el 30%— de todas las personas que respondieron a la encuesta afirmaron que era más probable que alquilaran su próxima vivienda si se mudaran.

“Nuestra encuesta muestra que los consumidores tienen una perspectiva ambivalente acerca de la vivienda y de ser propietarios de vivienda”, afirmó Doug Duncan, Vicepresidente y Economista Principal de Fannie Mae. “Estos hallazgos indican el regreso a un enfoque más equilibrado y realista con respecto a la vivienda. Si bien esto probablemente desaliente la recuperación de la vivienda en el corto plazo, con el tiempo, debería ayudar a construir un mercado más fuerte y más sólido, centrado en la propiedad de viviendas de manera sostenida”.

“Aunque la mayoría de los estadounidenses creen que los precios de las viviendas han tocado fondo, están adoptando un enfoque mucho más cauteloso en relación con la compra,” agregó Duncan. “Los propietarios de vivienda y los inquilinos, en igual medida, continúan recelosos de asumir riesgos y tienen menos confianza en la perspectiva a largo plazo de la vivienda”.

La mayoría de los estadounidenses (67%) continúan creyendo que una vivienda es una inversión segura; sin embargo, el número se redujo 16 puntos porcentuales en relación con una encuesta similar que se realizó en 2003; esta es, por mucho, la mayor caída que se registró desde entonces en todos los tipos de inversiones. Los deudores morosos están notablemente más desalentados que los deudores sin respaldo financiero con respecto a la seguridad de una vivienda como inversión y al atractivo de comprar en comparación con alquilar. Más del 70% de todas las personas que respondieron creen que para la próxima generación será más difícil comprar una vivienda; este porcentaje subió tres puntos desde principios de año.

La Encuesta Nacional sobre Vivienda de Fannie Mae sondeó a propietarios e inquilinos entre junio de 2010 y julio de 2010. Los hallazgos se compararon con los resultados de una encuesta similar realizada por Fannie Mae entre diciembre de 2009 y enero de 2010, y publicada en abril de 2010, y con los resultados de una encuesta similar que se realizó en 2003.

VISIÓN GENERAL DE LOS HALLAZGOS CLAVE

Consumidores con más certeza de que el mercado de viviendas ha tocado fondo, pero menos seguros con respecto al futuro

La encuesta reveló que los estadounidenses tienen cada vez más certeza de que el mercado de viviendas ha tocado fondo, pero están menos seguros con respecto a las posibilidades de ser propietarios de viviendas a mayor plazo.

  • Una gran mayoría de estadounidenses (78%) creen que los precios de las viviendas, o bien permanecerán fijos, o bien se incrementarán durante el año próximo; este porcentaje subió cinco puntos desde principios de año. El 47% cree que los precios se mantendrán estables, mientras que el 31% cree que se incrementarán. Este es un cambio notable desde enero de 2010, cuando estos números eran 36% y 37%, respectivamente.
  • El 39% cree que los precios de los alquileres aumentarán en los próximos 12 meses, mientras que el 46% afirma que permanecerán iguales.
  • Los consumidores continúan creyendo que el mercado favorece a los compradores: el 70% afirmó que esta es una buena época para comprar una vivienda; este porcentaje subió seis puntos desde enero. Sin embargo, el 83% cree que esta es una mala época para vender una vivienda.
  • Una mayoría de estadounidenses (67%) continúan creyendo que comprar una vivienda es una inversión segura, aunque este porcentaje ha bajado tres puntos desde enero y 16 puntos desde 2003. Adquirir una vivienda se ubicó en segundo lugar, detrás de depositar dinero en una cuenta de ahorros o en una cuenta bancaria invertida en el mercado monetario (76%).
  • El 54% piensa que sera muy difícil o un poco difícil obtener actualmente un préstamo para la vivienda; este porcentaje bajó seis puntos desde enero. Sin embargo, el 71% de los estadounidenses piensan que comprar una vivienda será más difícil para la próxima generación; este porcentaje subió tres puntos desde enero.

Los consumidores continúan cautelosos en las decisiones sobre la vivienda

La encuesta mostró que los consumidores están asumiendo menos riesgos y se sienten más inseguros respecto a comprar en comparación con alquilar.

  • La cantidad de personas que respondieron que era más probable que alquilaran y no que compraran su próxima vivienda si se mudaran aumentó del 30% en enero al 33% en julio.
  • Una mayoría de inquilinos afirman que es más probable que alquilen su próxima vivienda si se mudaran, una cifra que aumentó significativamente del 54% en enero al 60% en julio, aunque el 69% de los inquilinos creen que es más razonable comprar una vivienda.
  • El 22% de los deudores hipotecarios afirmaron que habían reducido significativamente su deuda hipotecaria en el último año, y el 27% de los deudores hipotecarios afirmaron que habían reducido significativamente su deuda no hipotecaria.

Las opiniones sobre la propiedad de viviendas varían entre subgrupos

La encuesta también indicó que los acreedores hipotecarios y los deudores hipotecarios sin respaldo financiero están menos desalentados con respecto a la posibilidad de ser propietarios de vivienda, mientras que los deudores morosos y los inquilinos están volviéndose más pesimistas.

  • Es más probable que los acreedores hipotecarios (74%) y los deudores sin respaldo financiero (69%) afirmen que ser propietarios de viviendas es una inversión segura en comparación con los deudores morosos (57%) y los inquilinos (54%). Sin embargo, esta medición ha caído en todos los subgrupos desde enero; los deudores morosos y los inquilinos son quienes muestran las mayores disminuciones: de ocho y siete puntos, respectivamente.
  • Los deudores hipotecarios (83%) y los deudores sin respaldo financiero (77%) afirmaron que era más probable que compraran en el futuro antes que alquilar; ambos grupos aumentaron dos puntos desde enero.
  • Los porcentajes de inquilinos (37%) y de deudores morosos (52%) que afirmaron que era más probable que compraran en el futuro disminuyeron en siete y cuatro puntos desde enero, respectivamente.

Actitudes con respecto a la economía y a la vivienda en las minorías que respondieron la encuesta

La encuesta mostró una mezcla de optimismo y de preocupación entre los afroamericanos y los hispanos con respecto a cómo veían la economa, su situación financiera y la capacidad para obtener una hipoteca.

  • El 48% de los afroamericanos y el 36% de los hispanos creen que la economía está encaminada en comparación con apenas el 30% del público general.
  • El 71% de los afroamericanos y el 58% de los hispanos esperan que sus finanzas personales mejoren el año próximo en comparación con el 44% del público general.
  • Los afroamericanos (65%) y los hispanos (72%) creen que obtener actualmente una hipoteca para vivienda sería difícil en comparación con el 54% del público general.
  • Los afroamericanos (75%) y los hispanos (76%) creen que ser propietarios de una vivienda es una buena manera de acumular un patrimonio que se puede pasar a la familia en comparación con el 58% de la población general.

En http://www.fanniemae.com/media/pdf/2010/Housing-Survey-Fact-Sheet-091610.pdf se puede encontrar una hoja de datos con un conjunto completo de los hallazgos clave de la encuesta.

Metodología de la encuesta

Entre el 12 de junio de 2010 y el 14 de julio de 2010 se realizaron 3,399 entrevistas telefónicas a estadounidenses mayores de 18 años, a fin de evaluar su confianza en la propiedad de viviendas como una inversión, el estado actual de las finanzas de la unidad familiar, sus opiniones con respecto al sistema de financiamiento para la vivienda de los EE. UU. y su confianza general en la economía.

Esto incluye una muestra aleatoria de 3,001 miembros de la población general, que incluye 870 propietarios de vivienda, 1,020 deudores hipotecarios, 900 inquilinos y 289 deudores sin respaldo financiero (aquellas personas que informaron tener una deuda hipotecaria por una cifra, como mínimo, 5% mayor que el valor de su vivienda). El margen de error global para la muestra de población general es +/-1.79% y mayor para los subgrupos.

También se sondeó una sobremuestra adicional de 398 deudores morosos a nivel nacional y al azar. El margen de error para la sobremuestra de deudores morosos es +/-4.91% y mayor para los subgrupos. Se consideró que un deudor era moroso cuando no había efectuado un pago de la hipoteca en los últimos 60 días o más.

Penn Schoen Berland realizó las entrevistas en coordinación con Fannie Mae.

Para obtener más información sobre la encuesta, visite http://www.fanniemae.com/about/housing-survey.html.

El propósito de Fannie Mae es expandir las viviendas económicas y aportar capital global a las comunidades locales a fin de trabajar al servicio del mercado de viviendas de los EE. UU. Fannie Mae tiene un estatuto federal y opera en el mercado hipotecario secundario de los Estados Unidos para mejorar la liquidez del mercado hipotecario proporcionando fondos a los banqueros hipotecarios y a otros prestadores para que puedan otorgar prstamos a los compradores de viviendas. Nuestro trabajo es ayudar a aquellos que proporcionan viviendas en los Estados Unidos.

Fannie Mae Resource Center Telephone 1-800-7FANNIE
(1-800-732-6643)